Presentan resultados de proyecto en la cuenca del Canal de Panamá

El Canal de Panamá, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID-FOMIN) y la Fundación Natura culminaron el proyecto“Gestionando Capital Natural en la Cuenca del Canal”, que impactó significativamente la conservación de la Cuenca Hidrográfica de la vía interoceánica, incidiendo en el monitoreo de los parámetros de calidad y cantidad del agua y en cobertura arbórea.

Con este proyecto se mejoró la situación socioeconómica de los productores hortícolas, agroforestales y silvopastoriles del área, beneficiando a 300 agricultores con capacitaciones sobre técnicas de producción amigables con el ambiente.

Este proyecto piloto de tres años, incrementó en un 52% la producción de culantro por metro cuadrado en Bajo Bonito, Capira, aumentó en un 20% el precio de venta del café grano oro y activó la venta de café procesado de la zona. Además, creó y ejecutó 300 planes de manejo de finca, como herramienta de gestión agroempresarial.

El administrador del Canal de Panamá, Jorge Luis Quijano, destacó que el proyecto permitió involucrar directamente a las comunidades de la cuenca en la transformación de sus modos de vida, lo que genera un beneficio económico para ellos, y contribuye con la protección del ambiente y de los recursos hídricos.

“Ellos son los que cuidan la cuenca del Canal y es por eso que invertimos en ellos y seguiremos trabajando mano a mano con ellos. Son personas trabajadoras comprometidas con la sostenibilidad, que mejoran sus cultivos y manttienen un balance con el ambiente”, subrayó el administrador Quijano.

El proyecto contó con una inversión de B/.1.5 millón durante tres años y como parte de esta iniciativa, se desarrolló un modelo de incentivos que aportó insumos de producción, capacitaciones y asistencias técnicas a agricultores en la adopción de metodologías de producción amigables con el ambiente. Esto derivó en un aumento de la productividad, ampliación de la comercialización, disminución de la deforestación en la zona y un manejo más sostenible de los suelos.

“El proyecto mejoró la vida de 300 pequeños productores agropecuarios de las subcuencas de Cirí Grande y Trinidad”, mencionó el jefe de operaciones del Banco Interamericano de Desarrollo en Panamá, Antonio Goncalves. “Las capacitaciones e incentivos que recibieron les han permitido adoptar prácticas agrícolas sostenibles, gracias a las cuales han logrado aumentar la productividad de sus fincas y sus ingresos. Todo este desarrollo económico se ha logrado conservando los bosques y ríos que alimentan al Canal y al país. Este modelo innovador demuestra que la conservación ambiental es una opción atractiva para mejorar los ingresos agrícolas”.

El programa cerró con un evento en el Centro de Capacitación Ascanio Arosemena en el que se presentaron los resultados del proyecto. Se explicó además, sobre el inicio de un plan de negocios que le permitirá a la Asociación de Caficultores de las subcuencas de los Ríos Cirí Grande y Trinidad (ACACPA) el acceso a mercados competitivos de café bajo la marca CUENCAFÉ, una marca de uso colectivo que fortalecerá la cadena de valor.

Gracias a este programa, la ACACPA participó de pasantías e intercambio de conocimientos con productores de café a nivel nacional e internacional, lo que le ha permitido mejorar su sistema de producción y la adopción de técnicas innovadoras para la poscosecha del café.

El presidente de la Junta de Síndicos de la Fundación Natura, Lisandro Madrid, destacó que con este proyecto se impactó a 300 productores agropecuarios de las subcuencas de los ríos Cirí Grande y Trinidad del Canal de Panamá, siendo los resultados una contribución a mejorar las condiciones de vida de los agricultores, a la vez que se conservan los recursos naturales.

Por su parte, la directora ejecutiva de Fundación NATURA, Rosa Montañez, resaltó que la importancia de este proyecto es la de permitir a las poblaciones, principalmente familias en áreas rurales que dependen de la agricultura, beneficiarse por la dinamización de la economía local con sistemas de producción que incorporan enfoques de conservación y manejo de los recursos naturales, fomentando al mismo tiempo el rendimiento de sus fincas y manteniendo la provisión estable de los servicios ambientales de interés común, como el agua. Este proyecto es una muestra evidente de que las alianzas entre el sector público, privado, ONGs, cooperación internacional, así como con los centros de investigaciones y académicos, puede generar acciones que articulan logros positivos tanto en lo ambiental, como en lo social y económico”, concluyó.

 

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *